¿Cómo traducimos en TEKNAHI empoderamiento?

Empoderamiento: sí, esa palabra tan “de moda” y que como otras muchas (la mayoría anglicismos) se traduce al servicio del interés propio. Nosotros preferimos, más que definir y especular, trabajar en el concepto de forma personal y real: aplicarlo desde lo empírico, en ejercicios que inyecten al individuo esa dosis de autoconfianza capaz de aportarle una sana autoestima.

Presentamos un “empoderamiento adolescente” basado en la creatividad y en la idea de utilizarla (en su versión artística) como auto demostración, como plasmación material de la capacidad del ser humano de dejar rastro de su paso por el mundo, fabricando piezas objetuales en las que se reivindica el trabajo y el carácter de su autor.

Es un trabajo coordinado y planteado por los formadores, haciendo evolucionar un simple ejercicio de tangram: ponemos en valor (estimamos y potenciamos) una idea sencilla de la alumna (Nahia) desde la humildad y el cariño.