La maqueta arquitectónica TEKNAHI

Trabajo durante el último tramo del curso con Martín, Isabel y Nahia: introducción a la maqueta arquitectónica.

_____________

Hablar al discente: diferenciar la maqueta arquitectónica de la belenística o el aeromodelismo; para qué sirve, qué es la escala, el aspecto formal y estético, enseñar ejemplos…

2º Introducirla como juego, sin uso de escalímetro, pero sí de escalas (relación coherente entre elementos: dimensiones, distancias, volúmenes…) primero como dibujo en planta. Ejercicios previos: preparación a la realización de maquetas.

· La primera “impresión” del trabajo de la maqueta arquitectónica tiene que tender a la enseñanza no refractaria (como la enseñanza de cualquier disciplina).

Ejemplo de enseñanza refractaria: la que no modula. Empezar saltándose procesos o empleando la rutina. La enseñanza de generaciones, obligadas a leer clásicos sin criterio, sin haber leído antecedentes, sin contextualizar o de forma colectiva monótona: ahí tienes al individuo que potencialmente, rechazará o no apreciará más adelante la lectura. 

> Un fuerte (planta) para los soldaditos.

1

> Composiciones volumétricas con piezas/tacos de madera, pudiéndose trabajar también los conceptos relacionados de alzado, planta y perfil. “Dólmenes y alineamientos contemporáneos”.

2

> Introducción del color, en base a cartulinas. Progresivo acercamiento a la creatividad, a la reconducción de la intuición.

3

2b4e86736342dfea694ce06a2ba1bc80· Uno de los objetivos tangenciales del trabajo, que no menos importante, sería la recuperación del homo habilis desde las edades tempranas: rescatar la capacidad del ser humano de trabajar con las manos de forma creativa y funcional, más allá del uso de los dedos para percutir teclados y ratones o escribir whatssaps.

 

 

4> Los resultados formales son cada vez más “profesionales”:

53 º La maqueta arquitectónica a escala, como paso más ambicioso. Objetivos:

· Desarrollo de la coherencia mental en los niños (relación de escala y proporciones).

· Mantener a las personas habilidosas con las extremidades, que respondan correctamente a los inputs mentales: el neo homo habilis.

· Relación espacial: ¿en qué dimensiones se mueve el mundo? Con(s)ciencia del entorno.

· Racionalidad.

· Paciencia.

· Creatividad con parámetros, limitaciones, esfuerzo, pensamiento y control. La maqueta arquitectónica garantiza un encauzamiento creativo del ímpetu o el descontrol artístico.

· Presentamos la “maqueta interminable”:

> Se propone una planta para trabajar, hecha con cartulinas y cartón pluma, con el suelo con ranuras horizontales, verticales y diagonales (piezas de 1x1m a escala).

6

> Primero, un acercamiento “distendido” y con el dibujo: ¿cómo distribuirías una casa con los departamentos básicos? Que se “piense” en la casa.

7

> No se utiliza escalímetro, pero las ayudas están visibles: en el suelo y con la altura de los muñecos y de los muebles.

> Se empieza a trabajar, conformando separaciones y distribuciones con cartulinas como tabiquería fina (se integra bien en las ranuras marcadas).

> Obviamente, no hay nada pegado de forma definitiva, utilizándose blu tack para mantener firme muebles, fundamentalmente.

8> Las posibilidades (circulaciones, distribuciones, separaciones…) de crear un espacio estructurado son, en número, inmensas; haremos tres propuestas.

9

· Cambio de escala. Del interior de la vivienda, a la casa: la misma, pero diferente prototipado. Del detalle a lo general, del interior al exterior, del techo al cielo, del sofá al árbol, de la televisión al coche…

10

________________

· Trabajo total (dos maquetas): 3 horas, partiendo (en la vivienda) de una planta proporcionada por el profesor, con las ranuras hechas.

· Materiales diversos, domésticos y asequibles. Como apoyo, muebles, personas y elementos a escalas de trabajo, comercializados.

Vídeo de la fase final, la “maqueta interminable” con nuestra alumna Nahia